PARA LEER ...

Trading Intradiario Bajo un Prisma Diferente

Un libro imprescindible para la formación en el ejercicio del trading específico de intradía en los mercados de futuros.

domingo, 6 de octubre de 2013

Batalla en EEUU



Mañana es el aniversario de la batalla de Lepanto, que enfrentó  el 7 de octubre de 1571,  a la Liga Santa (formada por  el Reino de España, los Estados Pontificios, la República de Venecia, la Orden de Malta, y otros), bajo el mando de D. Juan de Austria,  contra  el Imperio Turco - Otomano bajo el mando de Alí Bajá, batalla considerada de capital importancia y trascendencia histórica, cuyo coste en vidas y económico fue también extraordinario.

También es el día en que Republicanos y Demócratas mantienen una batalla sin que nada haga vislumbrar su final, a pesar de que el costo de la misma puede ser enorme, y afectar no solo a los Estados Unidos, sino a todo el mundo. 

Mantienen su particular " batalla de Lepanto", que según parece han llevado al campo de sus respectivos intereses partidistas e ideológicos. La reforma sanitaria de Obama está en centro del debate, y con ella, punto neurálgico del programa del Presidente, ponen en juego la delicadísima situación económica que puede situar a los Estados Unidos frente a la suspensión  de pagos. No quieren los Republicanos que el Estado dedique parte del dinero público a financiar los seguros médicos de un sector de la población, ni que la contratación de seguro médico sea obligatoria bajo multa.

Pues muy bien. Esto podrá ser discutible entre ellos. Será constitucional o no según su Carta Magna. En ese dictamen están sus tribunales, pero si el día 17 próximo alguien,  Obama  o Boehner, que son los líderes, no
 
 











dan su brazo a torcer el daño será irreversible. No tanto quizás por el cerrojo económico y la entrada en impagos del país, ya que a eso presumiblemente no se llegará, puesto que el Presidente puede tener poder para decidir por sí solo la ampliación de la deuda, sino por la brecha que se habrá abierto en las reglas tácitas de juego entre demócratas y republicanos,  y también entre sectores de población.

Lo que está en juego toca la fibra más honda y tradicional del consenso ideológico para la convivencia y unidad de los estadounidenses dentro de la discrepancia normal de su bipartidismo, pero además ambas partes parecen no considerar la responsabilidad que tienen frente a terceros del resto del mundo, y de la cual suelen presumir en múltiples ocasiones.

Los siguientes párrafos, sobre el alcance de su actitud,  está tomados literalmente de un artículo de El País que puede leerse completo aquí  y siguientes enlaces

"La directora del Fondo Monetario Internacional, Christine Lagarde, advirtió que el enfrentamiento político en Estados Unidos,   que se traduce en un bloqueo presupuestario que ha paralizado la administración federal por tercer día consecutivo y puede dar lugar a mediados de mes a la suspensión de pagos, provocará “un daño muy serio, no solo a la economía de EE UU, sino a la economía de todo el mundo”.
El Departamento del Tesoro, por su parte, insistió en que “la suspensión de pagos puede ser catastrófica: los mercados de créditos se pueden paralizar, el dólar se puede desplomar, los tipos de interés en EE UU pueden subir a las nubes”. “Podemos encontrarnos ante una crisis financiera y una recesión similar o peor a los sucesos de 2008”, afirma un informe del principal responsable económico del Gobierno.
Nada de esto ha creado un gran impacto entre los republicanos, cuyo cálculo es político, no económico. Por ahora ese cálculo favorece al Tea Party  y a los más radicales, que creen que, manteniéndose firmes en su estrategia contra la reforma sanitaria, obligarán en última instancia a Obama a negociar y a ceder."
No es un buen proceder. No es bueno, a nuestro entender, que en la primera potencia del mundo se utilicen asuntos de política  interna para presionar afectando a otros económicos de alcance mundial. Hay que medir y conocer los límites de lo responsable, y ser consecuentes con el puesto e imagen que se quiere defender ante la Comunidad internacional

No hay comentarios:

Publicar un comentario